x
Volver a Recetas de cocina

Anillos de cebolla apanados ¡caseros!

Descubre como se hacen los anillos de cebolla, una receta perfecta para romper la rutina y experimentar en la cocina con un delicioso pasabocas.

 

Seguro te has preguntado más de una vez cómo prepararán esos anillos de cebolla que te encanta pedir cuando vas por hamburguesa. Bueno, pues te tenemos una buena noticia ¡tenemos la receta! Prepárate para quedar boquiabierto

INGREDIENTES

•  2 Cebollas moradas medianas

•  1 Taza de Harina sin polvo de hornear

•  1 Taza de Leche fresca

•  2 Cucharadas soperas de Aceite (Para la mezcla)

•  1 Huevo

•  Aceite (Para freír)

Nota: La cantidad de calorías puede variar de acuerdo a la preparación o los ingredientes.
SCOTT®CALORIE ABSORB
Toalla de cocina Scott Calorie Absorb con 90 hojas dobles. Diseñado especialmente para la absorción de grasas.Más información

PREPARACIÓN

1.  Para esta fácil preparación lo primero que vamos a hacer es coger un recipiente, romper allí el huevo y batirlo levemente. Luego, a medida que sigues batiendo, ir agregado de a pocos el aceite y la leche.

2.  Cuando ya se hayan integrado bien los ingredientes anteriores, debemos incorporar la harina poco a poco sin dejar de batir. Añadir sal y pimienta al gusto. Y batir hasta conseguir una mezcla suave y homogénea. Nuestra mezcla debe ser reservada a un lado.

3.  A continuación llega ya la hora de cortar la cebolla en aros de 1/2 cm aproximadamente. La cebolla se tiene que cortar en trozos no muy finos, siguiendo la dirección de las capas para que salgan los aros perfectos. Para ir finalizando untamos los aros de cebolla en nuestra mezcla anterior. No olvides escurrirlos un poquito antes de freírlos.

4.  Para freír nuestros aros de cebolla, debemos poner abundante aceite a calentar en una sartén. Una vez caliente, coloca los aros de uno en uno y con cuidado para no quemarte. Te aconsejamos que no frías muchos aros de cebolla a la vez ni dejes que el aceite se caliente en exceso, de esta manera le darás tiempo a la cebolla para que se cocine mejor. *Antes de freír todos los aros de cebolla, fríe uno y pruébalo para comprobar que la cantidad de sal y pimienta es la adecuada Fríe los aros de cebolla hasta que estén dorados y dales la vuelta con una espumadera.

5.  Cuando estén bien fritos, retíralos y colócalos sobre papel absorbente para retirar el exceso de aceite. Cuando el papel haya absorbido el aceite, ya puedes servirlos. Puedes utilizar los aros de cebolla para condimentar una ensalada, acompañar un plato de pollo asado o en salsa o a modo de entrante con un poco de ají casero, kétchup o salsa tártara. ¡Buen provecho!